Juegos para aprender los colores

Juegos para aprender los colores


A medida que los niños y las niñas crecen, son capaces de percibir detalles que antes pasaban por alto. Por ejemplo, la percepción de colores inicia alrededor de los 16 o 18 meses de vida aunque, es entre los 2-3 años cuando comienzan a identificarlos y aprenderse sus nombres. Es entonces cuando podemos ayudarles mediante juegos para aprender los colores.

Psst, psst, tenemos un regalo para ti

Muchos padres acuden a ejercicios de memorización y repetición para que los niños puedan comprender la relación entre nombre-color; por ejemplo, que puedan identificar el «rojo» o el «azul» por su nombre y su color. Sin embargo, los juegos pueden ser otra forma más divertida para aprenderse los colores en la edad preescolar.« 

Varios estudios afirman que mediante la experimentación y las actividades lúdicas, como los juegos para aprender los colores, se logra un aprendizaje más rápido, placentero y duradero, para la memorización de conceptos, tal como en de los colores. A continuación te recomendaremos varios juegos entretenidos y educativos de colores para niños y niñas de 2 a 3 años.

¿Qué objeto tiene el color?

Este juego es muy sencillo y se puede hacer en cualquier momento y lugar. Solo hay que decirle al peque un color, o dejar que lo elija, y después buscar un objeto de su alrededor que sea de ese color.

Anímalo a que también diga cómo se llama el objeto, ya que es una muy buena forma de ampliar su vocabulario e identificar los objetos por su nombre.

 

El día del color

¡Imagina qué divertido sería teñir un día entero de un color! Para este juego para aprender los colores, debéis elegir junto al niño o la niña un color e intentar que todo lo que rodee ese día sea de ese color.

Por ejemplo, podéis hacer el día del color naranja, así que tendréis que usar ese color para dibujar, llevar puesta alguna prenda naranja, leer un cuento que tenga ese color en la portada, o comer un buen puré de calabaza y zanahorias.

Juegos aprender los colores

El «veo, veo» de colores

En esta versión del «veo, veo» no empezaremos por el clásico «empieza por la letra…» sino que la primera pista de todas será «es de color…». De esta forma, el niño o la niña va a utilizar su vista para encontrar todos los objetos de su alrededor que tengan ese color.

La caja de los colores

Para este juego para aprender los colores necesitarás hacer manualidades sin ningún grado de dificultad.

Necesitarás una caja de zapatos y unas tijeras, o un cúter, para agujerear la caja. Los agujeros deben ser grandes, asimilándose a una ventana. Cada uno debe pintar su borde de un color diferente.

El juego consistirá en introducir todo tipo de objetos en la ranura de su color. Pueden ser juguetes, gomas, plastilina… ¡A los niños y las niñas de preescolar les encanta introducir objetos en ranuras!

Fuente: Life Over C’s

Mezclar colores… ¡para crear nuevos!

Una gran forma de aprender sobre los colores es saber cómo se originan. Sabiendo que el amarillo, el rojo y el azul son primarios, podemos experimentar con ellos mediante un juego para aprender los colores de pinturas. ¿Qué color aparece si mezclas amarillo y rojo? Y si añades el color blanco al azul, ¿qué sucede?

Experimentar con sus propias manos es una gran forma de que los niños y las niñas aprendan sobre todo aquello que les rodea. Además, si tu hijo o hija es de esos a los que les encanta dibujar y pintar, te recomendamos que eches un ojo a Mi libro de colorear para una vida feliz. Puedes escribir tus propias frases de amor y cariño para que ellos mismos las coloreen. ¡Se trata de un recuerdo muy bonito para toda la vida!